@2016 Creado con orgullo por Lovely Gourmet,

 

Mis restaurantes favoritos en Miami

 

  • Alter: Queda en Wynwood, la nueva zona mas cool de Miami. En el poco tiempo que tiene abierto se ha ganado varios premios como el mejor restaurante de Miami. Es de unos amigos Venezolanos, cosa que me llena de orgullo. su chef, Brad Kilgore fue nombrado uno de los mejores chefs de miami por la revista Food & Wine. El lugar tiene super buen ambiente, y la comida es ademas de divina, una obra de arte. Hace poco abrieron un bar en la terraza. Tengo entendido que además de ser muy cool, los cocteles son excelentes. Espero conocerlo este verano. 

 

  • Drunken Dragon: Este es un restaurante de comida Coreana-fusión. Se come divino! El concepto es de parilla coreana y tapas asiáticas. El lugar es un poco underground. Solo tiene un letretro de neón afuera que dice "Market". Tiene muy buen tambiente. Puedes pedir con tiempo una mesa con parrilla coreana, donde uno mismo se cocina la carne. La parrilla es rica, pero creo que lo mejor es pedir varios platos pequeños de la carta para compartir y así poder probar un poco de cada cosa. Abren solo en las noches. Los miércoles son los mejores días para ir porque tienen dumplings, que son de muerte lenta. Otro plato que recomiendo es un hot dog con influencias vietnamitas... Mmmm, excelente!

 

  • Vagabond: Este lugar es muy cool. Queda en el hotel Vagabond, donde sientes que vaijaste en el tiempo. La decoración es súper retro. El plan ideal para mi, es comer rico en el restaurante, y luego pasar por la piscina del hotel para tomar un trago. Este restaurante es también de un Venezolano, pero juro que no está en mi lista por patriotismo. Además de haber abierto docenas de restaurantes, Alvaro Perez es un gran coleccionista de arte. Para la suerte de todos, siempre está exponiendo obras de su colección privada en el restaurante. Si la comida no fuese tan buena, todavía valdría la pena la visita nada mas para poder ver esas maravillas. Pero afortunandamente, el arte no es la única razón por la este restaurante está siempre lleno. El chef se llama: Alex Chang, Mi plato favorito es el foie gras, pero no por el foie, sino por el pan que lo acompaña. Es sin duda alguna el mejor pan que he probado en mi vida. 

 

  • NAOE: Este es un restaurante Japones, pero otro nivel. Para poder explicar mejor el tesoro que es este restaurante (que está escondido en el medio de Brickell Key y ni la gente que vive ahí lo conoce), lo mejor que puedo hacer es mostrar este link: http://naoemiami.com/kevin-cory-biography.htm. La lista de reconocimientos es larguísima, por lo que te recomiendo que solo le eches un vistazo hasta el final de la página, y no dejes de escuchar el audio de Ferrán Adriá. Si te gusta muchísimo la comida Japonesa, y te gusta probar de todo, no puedes dejar de ir a NAOE. Es una experiencia para toda la vida! Solo tiene 8 puestos. Tienes que pedir que te sienten en la barra. Ajuro. En frente del Chef Kevin Cory. Su lema es "No está fresco, está vivo", y en muchos casos es verdad. Traen pescados y mariscos desde Japón todos los días.  Allá vas a probar cosas que ni sabes que existen. No hay menú. Allá se hace Omakase, que quiere decir que te pones en las manos del chef.  El lugar es pequeño y súper minimalista. Toda la iluminación y la atención están dirigidas hacia donde tienen que estar: las manos del chef. Creo que sería una lastima sentarse en una mesa, o en la barra a la derecha. Para mí, parte de la experiencia tan memorable que es comer acá es ver al chef Cory en acción. Pide que te sienten en la barra, en los puestos de la izquierda, frente al chef. Dato curioso: En los restaurantes japonenes el puesto de trabajo del chef, o cocinero de mayor estatus es siempre el que está mas cercano a la puerta. Procura escoger siempre ese puesto si tienes la opción. Eso te garantiza que vas a estar en las mejores manos. La familia del chef tiene generaciones haciendo Sake. Ofrece varios de esos sakes ahí, incluyendo uno que sirven congelado, como un raspado. Vale la pena pedirlo por la experiencia, además es divino. Wendy, la gerente y la persona que te atiende es encantadora! El servicio es insuperable. Es costoso, pero creo que vale la pena el esfuerzo. Cuando vuelves a ir alrestaurante ellos revisan que comiste en tus visitas anteriores y se aseguran de no repetir platos para que pruebes cosas nuevas. Repito: otro nivel. 

 

  • Zuma: Queda en downtown Miami. El lugar es un poco farandulero para mi gusto, pero se come divino! platos impelables: alaskan king crab a la parrilla, pork belly y tartar de salmón. No te dejan tomar fotos de los platos, cosa que me parece absurda, pero cada loco con su tema. 

 

  • Sumi Yakitori: También queda en downtown. Es un japonés tradicional. Acá recomiendo hacer Omakase (dejarse llevar por las sugerencias del chef). Si te gusta la auténtica comida japonesa y no quieres ver y que te vean,  este es el lugar. 

 

  • Matador: Este es de Jean George. Queda en Miami Beach, en el Edition Hotel. Recomiendo ir a la terraza unicamente. Adentro es un poquito pavoso. Tienen pizzas divinas los fines de semana. La de atún fresco y aguacate espectacular. No siempre está en el menú pero si la pides probablemente te la traen. Los tiraditos, ceviches y tacos son su especialidad. 

 

  • Cake Thai food: Este es una taguara taguara, pero la comida es impresionantemente buena. En Junio 2016 se mudan a Wynwood. Si disfrutas la comida thai no puedes dejar de probar la comida de Cake. Así se llama el chef, quien acaba de llegar a Miami de Thailandia, su país natal, con su mamá y abrió esta taguara, que al poco tiempo ya era premiada como el mejor Thai de Miami. Cake tiene un paladar increíble. Lo que le falta en edad le sobra en talento. La comida de el es simplemente espectacular. 

 

  • Cipriani: Este es uno de los restaurantes de la familia Cipriani, dueños y fundadores del famoso Harry's bar en Venecia. Queda en downtown. El lugar es bello, parece el interior de un barco muy chic. La comida es muy rica y el servicio es excelente. El cocktail emblemático de la casa es el Bellini. Un plato impelable allá es el carpaccio de carne, pues este plato nació en Harry's bar en 1950 cuando una condesa, por ordenes del medico, pidió un plato de carne cruda, en lugar de cocida, y fue Giuseppe Cipriani el que le puso el nombre "carpaccio", pues los colores del plato le recordaban las pinturas del pintor italiano Vittore Carpaccio. Este restaurante también es un poco farandulero para mi gusto, pero igual es una muy buena experiencia.  

 

  • Joe's Stone crabs : No se puede ir a Miami sin pasar por Joe's Stone crabs a comer patícas de cangrejo. Es mejor llegar temprano porque no aceptan reservación y el tiempo de espera puede ser muy largo. En mi opinión, acá lo que se debe pedir es: stone crabs (las tamaño medianas son las mejores), hash browns y key lime pie de postre. Mas nada! No porque no sea bueno lo demás, sino porque esas cosas son increíbles. 

     

  • Michael's genuine food & drink: Acá se come divino!! Siempre trabajan con productos locales y de temporada. El pork belly es espectacular. Además el lugar tiene muy buen ambiente y buen servicio.

 

  • Harry's Pizzeria: Sin duda las mejores pizzas de Miami.

     

  • Coyo taco: Este es un restaurante de comida Mexicana. Queda en Wynwood. El lugar es informal y se come muy rico. Me gustan todos los tacos que he probado menos el de pulpo. Misteriosamente el primer bocado es bueno, el segundo no tanto y el tercero nada que ver. No entiendo porque pero esa fue mi experiencia. Me limito a contarla y recomendar lo que me gusta, pero entre gustos y colores... 

 

  • NIU: Un restaurante de comida Catalana moderna. Se come súper bien. Tienen un plato de huevos con espuma de papa y trufas que no se debe dejar de pedir. Las almejas y el arroz Catalán con costillas son excelentes opciones. 

 

  • Mandolin: Este restaurante de comida griega es súper rico, además tiene muy buen ambiente. Es perfecto para una noche romantica o para ir con un grupo de amigos. 

 

  • García's Seafood Grille & Fish Market: Esta es una pescadería/restaurante. Es súper casual y se come muy bien. Creo que acá las entradas no son su fuerte, pero si los platos principales.