@2016 Creado con orgullo por Lovely Gourmet,

 

Coliflor al curry
Tiempo: 1 hora 
Porciones: 4 a 6 personas
Dificultad: Fácil
Ingredientes:
Preparación:
  • 1 coliflor.

  • 3 cucharadas de mantequilla.

  • 1/4 de taza de curry preparado. 

El cordero es una de mis carnes favoritas. Es deliciosa y fácil de cocinar. Ajo y romero son sus aliados perfectos.

 

Su cocción ideal es cuando está roja o máximo rosada en el centro. En mi opinión el cordero no debe nunca cocinarse por completo, pero cada quien con su gusto. 

Si tienes dos racks considera cocinarlos con los huesitos entrelazados, como en la foto. La presentación va a impresionar a tus invitados. 

Es muy importante cuando cocines cualquier tipo de carne dejarla reposar hasta que agarre temperatura ambiente previo a la cocción. Dos horas antes de cocinar, saca el cordero de la nevera y déjalo marinar con la mezcla de ajo, romero, sal y pimienta. 

Para hacer la mezcla, machaca muy bien en un mortero los dientes de ajo, hasta obtener como una pasta suave. Agrega la sal y la pimienta. Pica el romero bien pequeñito y agrégalo a la mezcla. 

Cubre el rack con la mezcla y déjalo reposar mientras agarra temperatura ambiente. 

Precalienta el horno a 450 F. Coloca el cordero en un pirex o bandeja para el horno y mételo al horno durante unos 10 min. Luego baja el horno a 300 F y cocina durante unos 10 0 20 minutos más, dependiendo del término que desees el cordero. Si tienes un termómetro de carnes, la temperatura interna debe estar en 125 F para término medio / 135 F para bien cocido. Toma en cuenta que mientras reposa la temperatura va a subir aproximadamente 5 grados F. 

Otra cosa que hay que tener en cuenta siempre que se cocinan carnes rojas es que es muy importante dejarlas reposar antes de cortarlas y servirlas. Esto permite que los jugos se distribuyan bien y que la carne se ponga más suave. En el caso del cordero lo vamos a dejar reposar durante 10 o 15 minutos, cubierto en papel aluminio.